pido por los niños del mundo

Padre, Jesús dijo un día:

“dejad que los niños se acerquen a mí”.

Pero no todo el mundo hace caso de su mensaje;

por eso, yo quiero rezar hoy por todos los niños del mundo:

por los que tienen hambre; por los que mueren cada día;

por los que viven en la guerra; por los que sufren malos tratos;

por los que están obligados a trabajar;

por los que no tienen familia,

ni una casa ni una escuela ni un hombro sobre el que llorar.

Padre, llorando tú por ellos,

has llenado de lágrimas el mar.

Y yo quiero rezar hoy por todos los niños del mundo para

poderte consolar.